Entradas relacionadas con Grecia

Troyano

¿Sabías por qué llamamos TROYANO a un tipo de malware informático? Un programa capaz de alojarse en un ordenador para brindar al atacante acceso remoto al equipo infectado. De la misma manera que en la guerra de Troya los griegos se ocultaron en el interior de un caballo de madera para acceder a la ciudad y, tras consumar el engaño, destruirla.

Poner la mesa

¿Sabías por qué decimos PONER LA MESA para decir que se colocan sobre ella platos, cubiertos y demás utensilios? Quizá sería más adecuado decir preparar la mesa, adecuar la mesa o alguna otra expresión similar. Desde tiempos muy antiguos la mesa no era un mueble que estuviera todo el día puesto en algún lugar, ocupando espacio. Solamente se ponía en el lugar escogido cuando se necesitaba para comer. En algunas cerámicas griegas se representa a un esclavo que lleva a cuestas la cama de su señor y la mesa, pues ambas cosas se colocaban juntas… Leer más →

Sincero

¿Sabías por qué llamamos SINCERO al que se comporta con sencillez, veracidad y sin fingimiento? El origen del término se encuentra en su segunda acepción, ya en desuso: ‘puro, libre de mezcla.’ Proviene del latín sincerus, término propio de la apicultura, formado a partir de sine cera ‘sin cera, que no contiene cera’ para referirse a la miel pura y sin mezcla. Más tarde se aplicó a otras sustancias por analogía y, posteriormente, a decir la verdad.

Greca

¿Sabías por qué llamamos GRECA a un adorno de motivos geométricos? Concretamente al adorno consistente en una faja más o menos ancha en que se repite la misma combinación de elementos decorativos, y especialmente la compuesta por líneas que forman ángulos rectos. Y se llama así por los motivos que ornaban los frisos de las construcciones en la antigua Grecia.

Poner la guinda al pastel

¿Sabías por qué decimos PONER LA GUINDA AL PASTEL para expresar que se da un final espectacular a una obra? También que se culmina un trabajo de una forma grandiosa. Su origen se encuenta en la Antiguedad, cuando ya en la Grecia clásica se utilizaba con el mismo sentido, pues era costumbre en la repostería del siglo V a.C. rematar los pasteles con alguna golosina excepcional o riquísima, generalmente de fruta escarchada de color rojo, que sobresalía todavía más gracias al espolvoreado de harina. Era una situación muy común la utilización de una guinda para… Leer más →

Maratón

¿Sabías por qué llamamos MARATÓN a una carrera pedestre de resistencia en la que se recorre una distancia de 42 km y 195 m? El nombre es una adaptación de Marathón, nombre de una localidad griega a unos cuarenta y dos kilómetros de Atenas. La competición recibe tal nombre en recuerdo de la carrera que, según la tradición, hizo Filípides, un soldado ateniense que cayó muerto inmediatamente de haber cumplido su misión: anunciar a la ciudad de Atenas la gran victoria que el ejército griego, a las órdenes del general Milcíades, habían obtenido en Maratón,… Leer más →

Flechazo

¿Sabías por qué decimos que recibe un FLECHAZO el que se enamora? Más aún, se dice cuando se enamora de repente. Ya en la antigua Grecia se describía la llegada del amor como un hachazo, un incendio o un golpe de viento. Pero como a Eros, o a Cupido en Roma, se le representaba con un arco y una aljaba llena de flechas, se acabó por asimilar esa imagen, la del flechazo, a la llegada repentina del amor.

Hacer la cama

¿Sabías por qué decimos HACER LA CAMA por vestirla, prepararla o componerla? Esta locución no deja de ser un tanto extraña a pesar de que al ser tan habitual no lo parezca. ¿Hacer? La cama, como mueble, ya está hecha. Quizá falte prepararla para acostarse. Desde tiempos muy antiguos la cama no era un mueble que estuviera todo el día puesto en algún lugar, ocupando espacio. Los persas la hacían todos los días, es decir, la armaban. Tampoco permanecía puesta en un lugar fijo todo el día entre griegos y romanos, sino que solía armarse… Leer más →

¿Sabías por qué calificamos de LACÓNICO a lo breve, conciso, compendioso? En referencia al lenguaje, al que habla y escribe de esa manera. El laconismo es, según los retóricos, un vicio del discurso y de las letras, porque empleando un lenguaje tan conciso y escueto, no se aclara suficientemente aquello que se quiere explicar. El origen del término lo encontramos en la región griega de Laconia, más conocida como Lacedemonia. Se dice que los habitantes de esa región tenían a gala ser callados, y cuando hablaban gustaban de ser parcos en palabras, conversando con frases… Leer más →

Aburrirse como una ostra

¿Sabías por qué aburrirse mucho es ABURRIRSE COMO UNA OSTRA? ¿Es que acaso una ostra se aburre? Al parecer la expresión tuvo su origen en una errónea interpretación del olvido y el ninguneo que padecía el condenado a ostracismo, creyendo que el vocablo derivaba de ostra. Si condenar al ostracismo suponía el abandono, el arrinconamiento y vivir en soledad en el destierro —como se puede suponer que viven las ostras— se podía deducir el aburrimiento que dominaba la vida de estos desterrados. Pero el término ostracismo no tiene que ver con ostra, sino que proviene… Leer más →

Scroll To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies