Últimos artículos en Refranes

Verter el vino es buen sino

Verter el vino es buen sino, es un refrán con un fondo supersticioso. Derramar vino sobre la mesa se considera señal de buena suerte, porque cuando las cosas sobran y se tiran sin darle importancia de su valor, se considera signo de abundancia. Y, en este sentido, la gente exclama ‘alegría, alegría’. Actualmente no se observa este gesto supersticioso con el vino, pero sí con el cava o el champán, bebidas más dadas a derramarse al descorchar la botella. Otra versión del refrán es Verterse el vino es buen sino; derramar la sal es mala… Leer más →

A mal tiempo, buena cara

A mal tiempo, buena cara, es un refrán que nos recomienda mantener la tranquilidad y el optimismo ante la desgracia y el infortunio. El Refranero, cual manual de autoayuda, nos alecciona acerca de la manera de proceder. Nada se consigue con deprimirse y amilanarse ante las adversidades, incluso puede ser contraproducente. Es preferible hacer acopio de fuerzas, sobreponerse y tratar de manera positiva los problemas. El optimismo y la buena disposición nos colocan en una mejor situación anímica para afrontarlos con mayores garantías de éxito. ¿Llueve?… pues a cantar.

Dime con quién andas y te diré quién eres

Dime con quién andas y te diré quién eres es un refrán que nos advierte de la decisiva influencia que ejercen las buenas o malas compañías sobre el comportamiento de las personas. De forma más general, dice que de los lugares y amistades que frecuenta una persona es posible deducir sus gustos y aficiones y, por ende, saber cómo se comporta y quién es. No en vano las personas mantienen contactos más frecuentes y cercanos con aquellas personas con las que sienten más afinidad en gustos, pensamiento y comportamiento.

El deseo hace hermoso lo feo

El deseo hace hermoso lo feo o El deseo embellece lo feo, es un refrán que nos enseña que el deseo de poder tener algo nos ciega la razón. Así pues, nos conviene tomar las cosas con calma y analizarlas sin dejarnos llevar por el ansia, para no estar ciego a sus defectos, problemas y carencias. También se dice con el mismo sentido Lo que a deseo viene, en más se tiene; y Quien bien te desea, bien te sueña. Tiene un cercano parentesco con el conocidísimo refrán El amor es ciego, aunque en el… Leer más →

Al ave de paso, cañazo

Ave de paso, cañazo, es refrán que critica el abuso de algunos mesoneros, venteros y, en general, restauradores que cometen abuso en los precios con los clientes eventuales o de paso. ¿Quién no conoce un establecimiento con unos precios para los lugareños y otros, mucho más elevados, para los turistas o gentes de paso? Pues a eso se refiere el refrán, que tanto critica al que emplea un doble rasero, como advierte de tal práctica al forastero. ¿Cuidar al visitante para que vuelva o sacarle provecho que ya vendrá otro? Parece que el Refranero lo… Leer más →

A quien le pique, que se rasque.

A quien le pique, que se rasque; es refrán que se formula cuando pensamos llevar a cabo una acción sin tener en cuenta las opiniones de los demás y sin contar el daño que les podamos causar. Es un refrán que invita al individualismo, al coraje, a desentenderse de los problemas ajenos, a pensar solamente en uno mismo y a actuar en beneficio propio sin pensar en las consecuencias para los demás. Al que no le guste, que se rasque y Al que e pique que se rasque, son otras versiones.

Ten qué dar y el culo te vendrán a besar

Ten qué dar y el culo te vendrán a besar; es un refrán que nos habla acerca del egoísmo y el interés. Nos previene acerca del comportamiento que los demás muestran con nuestra persona, si creen que pueden obtener algún beneficio de nosotros. Nos pone sobreaviso con las conductas rastreras y zalameras que se pueden emplear para aprovecharse de uno. Es de significado similar a Ten qué dar y te vendrán a buscar, ponte a pedir y verás a la gente huir. También es de uso corriente una rima con el mismo significado: ¿Por qué me… Leer más →

Quien mal anda, mal acaba

Mal acaba quien mal anda, más comunmente formulado como quien mal anda, mal acaba, es un conocido refrán que aconseja sobre la manera de comportarse en la vida. Advierte que una conducta desordenada, licenciosa y disoluta aboca en un final desastrado. Por ello aconseja seguir los caminos de la honradez y la templanza, con un comportamiento recto y digno.

La rabia es una enfermedad que sufren algunos animales y que se transmite por mordedura al inocularse el virus por la saliva o baba del animal rabioso. Cuando un perro tiene la rabia, se vuelve agresivo y muestra un comportamiento muy peligroso. Como esa enfermedad no tiene cura, la única forma de eliminarla es sacrificando al animal enfermo. Una solución drástica pero definitiva. Muerto el perro, se acabó la rabia, es, pues, un refrán que significa que cuando se suprime una causa, automáticamente desaparecen los efectos. Nos anima a ser expeditivos y a atacar el… Leer más →

Hombre de pelo en pecho, hombre de dicho y hecho

El Refranero recoge el sesgo machista de la sociedad en multitud de refranes. Éste es uno de ellos. Hombre de pelo en pecho, hombre de dicho y hecho, es un refrán que nos habla de una de las cualidades que son propias a la hombría: ser un hombre de palabra. El pelo en pecho es considerado un signo de virilidad, de que el joven ya puede ser considerado adulto por madurez fisiológica. Pero a esta madurez le ha de acompañar un comportamiento propio de hombe cabal que, entre otras cosas, debe ser fiel a su… Leer más →

Scroll To Top