Últimos artículos en Palabros

Hoy presentamos: repullo

El DRAE nos dice que un repullo es el ‘movimiento violento del cuerpo, especie de salto que se da por sorpresa o susto’. También la ‘demostración exterior y violenta de la sorpresa que causa algo inesperado’. Es sinónimo de un término más utilizado: respingo, ‘sacudida violenta del cuerpo, causada por un sobresalto, una sorpresa, etc.’

Hoy presentamos: baladrón, baladro, baladrero

En el DRAE podemos ver que baladrón es un término que identifica al ‘fanfarrón y hablador que, siendo cobarde, presume de valiente’. También se aplica al truhan, al sinvergüenza que vive de engaños y estafas. Un baladro hace referencia a un ‘grito, alarido o voz espantosa’. Y se califica de baladrero al ‘gritador o alborotador’.

Hoy presentamos: añusgarse

Proviene del término latino innodare, ‘anudar’. Y su significado es ‘atragantarse, estrecharse el tragadero como si le hubieran hecho un nudo’. Así pues, cuando uno se añusga, se atraganta. Se ve privado de la respiración y su rostro toma tonos azules mientras se lleva las manos a la garganta. ¿Alguien sabe practicar la maniobra de Heimlich para desobstruirle el conducto respiratorio y que deje de añusgarse?

Hoy presentamos: acmé

Proviene del término griego akmé, ‘punta’. Y significa ‘momento culminante’. También cuenta en el DRAE con una segunda acepción referida a la medicina, ‘período de mayor intensidad de una enfermedad’.

No, refugio, no. Efugio, así, sin r. Según el diccionario de la RAE efugio es ‘evasión, salida, recurso para sortear una dificultad.

Según el diccionario de la RAE, archipámpano es un nombre de género masculino al que califica de festivo. Se aplica a la ‘persona que ejerce gran dignidad o autoridad imaginaria’. Y se hace en tono jocoso. Así se solía llamar archipámpano a aquél que se comportaba como un todopoderoso dignatario investido de una autoridad imaginaria que no le correspondía en realidad. También frecuentemente llamado archipámpano de las Indias.

Hoy presentamos: zangolotear, zangolotino

Ambos términos hacen referencia al movimiento. Así zangolotear es mover continua y violentamente algo, como cuando aventamos un fuego, nos abanicamos con ganas o sacudimos el polvo de una alfombra. Aunque también se puede aplicar a una persona, y entonces hace referencia a que dicha persona se mueve de una parte a otra sin concierto ni propósito, como un padre en ciernes vagando nervioso por la sala de espera de un paritorio o un opositor angustiado en los momentos previos al examen. Y si ese movimiento de zangoloteo no es esporádico sino inherente a la… Leer más →

Hoy presentamos: agibílibus

El término proviene del latín agibilibus, ‘sobre lo factible’. Y se aplica a la habilidad, ingenio, a veces pícaro, para desenvolverse en la vida, que puede tener una determinada persona. También se usa para referirse a la persona que posee tal característica.

Hoy presentamos: arrecir

Vamos a ver este verbo. Nos dice el DRAE: Hacer que alguien se entumezca por el frío. Entorpecerse o entumecerse por exceso de frío. Y sea por acción sobre una persona o por una reacción pasiva frente al medio ambiente, el significado es ‘entumecerse, aterirse de frío’. Y como verbo tiene una característica curiosa, que es la de carecer de conjugación de los singulares del presente de indicativo (ni yo, ni tú, ni él) y por completo de presente de subjuntivo. El participio, arrecido, viene a significar ‘muy frío, helado’. Así se puede decir Un… Leer más →

Hoy presentamos: narina

Cada uno de los orificios nasales externos. Así que nada de agujeros de la nariz a partir de ahora.

Scroll To Top