Parientes y trastos viejos, pocos y lejos

trastos viejos

Parientes y trastos viejos, pocos y lejos, es un refrán que nos aconseja mantener lejos a la parentela.

Según el saber popular, tanto los trastos viejos como los parientes causan más incomodidades que provecho proveen.

El Refranero nos señala que ños parientes (se entiende que la parentela algo lejana, aunque los límites los puede fijar cada cual) suelen abusar de nuestra confianza o a sacar provecho de nosotros valiéndose de los lazos familiares. También puedes ser fuente de molestias y de conflictos.

Otros refranes que abundan en ello son:

A los parientes, siempre enseñarle los dientes; para evitar el abuso mejor recelar y advertir.

¿Parientes y han reñido? ¿Por cuánto ha sido?; para señalar la frecuencia y calado de las discusiones por dinero, herencias o tierras que se dan en las familias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *