Hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo

Hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo es uno de tantos refranes relativos al clima.

Con él, el Refranero nos recomienda que seamos cautos a la hora de dejar atrás la primavera y dar la bienvenida al verano.

Hasta bien entrado el mes de junio (según el refrán el día 9) son habituales las bajadas bruscas de temperatura alternadas con días soleados, por lo que uno no debe confiase y guardar la ropa de invierno precipitadamente, ya que se expone a enfrentarse al frío, el viento y la lluvia con manga corta.

Existen versiones más largas, aunque menos generalizadas, como: Hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo. Y si vuelve a llover, vuélvetelo a poner y Hasta cuarenta de mayo no te quites el sayo. Y si el tiempo es importuno, hasta el cuarenta de junio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *