Ir a toque de campana

¿Sabías por qué IR A TOQUE DE CAMPANA es ir atareado y sin tiempo para nada?

También se dice en la actualidad ir a toque de pito.

A toque de campana se anunciaba antaño cualquier evento de interés público. Desde ejecuciones públicas a convocatorias al rezo en la iglesia.

Asimismo, la vida estaba regulada en colegios, conventos y monasterios por toques de campana que mantenían un horario y los cambios de actividad.

De aquél que seguía los toques de campana y andaba atareado haciendo una cosa tras otra en el cumplimiento de sus quehaceres diarios, se decía que iba a toque de campana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Artículos relacionados que pueden ser de tu interés