Coger el rábano por las hojas

Rábanos

¿Sabías por qué decimos que COGER EL RÁBANO POR LAS HOJAS es como decir que se invierte el orden o disposición de las cosas y se hace primero las últimas?

También se dice cuando se interpreta mal un dicho o acción, dándoles un sentido equivocado o un alcance que no tiene.

La expresión alude al hecho de que a menudo al intentar sacar un rábano de la tierra —ya sea por inexperiencia o por brusquedad— nos quedamos con las hojas por la mano perdiendo el rábano. Y eso no es lo que queremos ni lo correcto.

Precisamente por crecer bajo tierra la parte comestible y mostrar exteriormente tan solo las hojas, en la locución se utiliza esta planta bulbosa para advertirnos contra los errores y equivocaciones que se cometen por atolondramiento y que podrían ser evitados fácilmente prestando un poco de atención o con un poco de conocimiento previo sobre el tema en cuestión.

6 comentarios

  1. El refrán no me coge desprevenido, como labriego ancestral, y trabajando la tierra ajena desde los seis años a jornal, al menos a mí, no se me ocurriría hacer semejante majadería, al igual que con las zanahorias, nabos y chirivías, incluyendo los tubérculos.
    Sin embargo, creo que me estás dejando un mensaje en desacuerdo con lo que escribo, algo que siempre acepto desde mi absoluta tolerancia, respeto y educación.
    Ahora, posees mi correo electrónico, y espero comunicarme contigo cuántas veces se haga necesario.
    Un cordial saludo:
    Pepe Pardo.

  2. pero yo quiero saber si se aplicara el refrán en la vida cotidiana de significaría que hay personas que

  3. a maría
    Pues significaría que hay personas que se equivocan por precipitarse y no darse un poco de tiempo para estudiar la situación y que llegan a cometer verdaderas tonterías haciendo incluso cosas al revés de como deberían hacerse.

  4. Silo, pensador humanista, tomó la frase en una Charla de Canarias 1978, para indicar ‘no tomar lo secundario como primario, o lo primario como secundario’…
    Abrazos para todxs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *