Ir de perilla

perilla

Colaboración de Félix Gómez

¿Sabías por qué IR DE PERILLA se dice de aquello que es adecuado, que viene a propósito, que es oportuno?

También se dice venir de perilla y ambas en plural de perillas.

Las dos maneras de decirlo son correctas, según el DRAE, pero la más apropiada es la primera y explicando su origen se verá el porqué.

Alude el dicho a la oportunidad con que el jinete novel encuentra la perilla de la silla de montar, muy al alcance de la mano cuando, por un movimiento brusco del caballo o por otra causa, se ve a punto de ser despedido.

La pera pequeña o perilla en cuestión, es la punta del borrén delantero del armazón de la silla de montar.

Se encuentra tan a propósito, tan al caso, tan a pedir de boca para evitar una caída, que la expresión ha trascendido al lenguaje corriente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *